Vehículos con biomasa en Japón

28 10 2006

El Gobierno japonés planea mover al año unos 40.000 vehículos con combustible compuesto por biomasa. La materia prima de la biomasa serán desechos de madera y el proyecto oficial comprende la construcción de 100 estaciones distribuidoras de ese carburante en las provincias de Kanto, cuya capital es Tokio, y Kansai.

El ministerio del Medioambiente pedirá al de Finanzas un fondo de unos 10.000 millones de yenes (86 millones de dólares) en los presupuestos del próximo año fiscal para financiar el proyecto que podría gozar de incentivos fiscales, según la fuente.

El nuevo carburante, llamado “E3″(http://www.e3biofuels.com/index2.html), consiste en gasolina con un 3 por ciento de bioetanol elaborado a partir de desechos de madera que será producido en una nueva fábrica que se construye en la ciudad de Osaka y cuyo objetivo de producción es de 47.000 kilolitros anuales.

Debido a que la biomasa se genera a partir de los productos agropecuarios y forestales, los expertos subrayan su fuerte efecto reductor de las emisiones de dióxido de carbono, principal gas causante del calentamiento global.

Al contrario de otras fuentes de energía renovable, como la eólica o la solar, la biomasa puede ser almacenada y utilizada en el momento en que sea necesaria, permitiendo suministrar un flujo de electricidad estable y constante.

Según el ministerio de Medioambiente nipón, la meta de usar 3.080.000 kilolitros de energía de biomasa entre 2010 y 2011 no se podrá cumplir pues Japón solo producirá el 15 por ciento de esa fuente de energía renovable obtenida en actividades como la silvicultura, la agricultura y la gestión de desechos.

Japón deberá reducir sus emisiones del efecto invernadero a un 6 por ciento de sus niveles de 1990 en 2012, según el Protocolo de Kioto, firmado en 1997 y en vigor desde el año pasado.

Advertisements




Biomasa Forestal: Una nueva solución

26 10 2006

“Si la montaña no viene a Mahoma, Mahoma irá a la montaña”

Parece que es lo que han pensado en una empresa canadiense, Advanced Biorefinery inc., para solucionar uno de los problemas que más limitan la utilización de biomasa forestal para la producción de energía: el alto coste de la logística.

Esta empresa ha desarrollado una planta transportable y modular de pirolisis que procesa en monte los restos (hasta 55 Tons por día) producciendo un 60% de biodiesel y un 40% de carbón, cenizas y gas sintético.
Leer más en Technology Review.